Táctica

PIZARRA-PADEL-FRONTAL

Hay muchos aspectos a tener en cuenta en este apartado pero centrémonos en lo principal y primero que debemos aprender: la posición en la pista.

Aunque existe la modalidad del pádel single, lo cierto es que, en la práctica, es un deporte de dobles. Así que tenemos que pensar en equipo.

Casi siempre jugamos a la misma altura que nuestro compañero, como los jugadores de futbolín, que cuando miran a un lado, siempre encuentran al compañero. Hay momentos en los que esto no se cumple, pero la mayoría del partido debemos tratar de cumplir esta premisa.

¿Cuándo podemos estar quietos en la pista?, sólo en dos lugares, en la red (a unos dos metros y medio aprox.) o en el fondo, (entre la raya del cuadro de servicio y la pared), el resto de la pista son sólo lugares de paso, yo lo veo como bases de béisbol. Si nos quedamos parados en la pista en otro lugar, podemos tener problemas. Es cierto que algunos profesionales ocupan otras zonas pantanosas, pero ellos tienen mucha anticipación, un gran control del botepronto y dominada la contrapared.

Cuando estamos atrás, vamos basculando un poco con el juego pero sin exageraciones, ya que tenemos las paredes que vuelven a meter la bola en el campo.

Por el contrario, cuando estamos en la red, tenemos que ser más precisos en la colocación ya que no tenemos la ayuda de las paredes. Tenemos que estar en la posición de volea, es decir a unos dos metros y medio, personalizable claro, dependerá de nuestras condiciones, hay gente rápida, lenta, alta, baja, despiertos, despistados, etc… Tengo que encontrar el sitio que me permita llegar a los globos largos y pegar la bandeja en los cortos y, aprender a volear desde esa zona.

Después bascularemos los dos hacia donde esté el juego. Cuando estamos en la red, tenemos que ser conscientes de que nos estamos tapando con una manta pequeña, no podemos cubrir todo, hay que elegir, o los pies o la cabeza.

El que va a jugar desde el fondo tiene varias opciones en la dirección, paralelo, al centro o cruzado. Veámoslo, si la juega paralela, asume el riesgo de que se le vaya a la reja, si tira al centro, no asume casi ningún riesgo y, por último si la juega cruzada, asume el riesgo de que si la tira corta se le quedará en la red y si la tira larga se le  irá a la malla. Visto esto, no es difícil saber cuál es la zona que vamos a descubrir, ¿verdad? Esto no significa que estemos regalando la zona, si la tiran allí, nosotros comenzamos pronto y, si vamos hacia la red en diagonal, podremos devolverla, si no decidimos pronto y nos supera, poco podremos hacer hacer. Algunas veces el pico nos la devuelve. Lo que es evidente es que no podemos descubrir las otras zonas, si quieren ganar el punto, que asuman riesgos, ¿no? Esta defensa se conoce como la defensa del limpiaparabrisas porque la pareja se mueve de manera sincronizada hacia los lados, hacia donde va el juego.

Bueno, ya tenemos claro que cuando el juego está en un lado, el cruzado tapará el medio, pero ¿qué pasa si la bola está en el medio?, ambos debemos cerrar bien el medio y ‘concederle’ los pasillos. Desde el centro de la pista al fondo es arriesgado encontrar esos huecos.

Es importante tener en cuenta cuando estamos en la volea dónde tiramos la bola porque puede ser fatal para nuestros intereses, pondré un ejemplo para mayor claridad. La bola bota y toca la reja, el jugador de la volea, en vez de jugarla paralela, la juega cruzada, así que tendrá que correr hacia el centro de la pista, su sitio cuando pega el cruzado. Si no la puso con mucha dificultad para el rival, es muy posible que no tenga suficiente tiempo para llegar. Debemos pensar como en el billar español, no solo es importante hacer la carambola, también lo es dónde queda la bola blanca para la siguiente jugada.

Espero que os sirva.

Por cierto si os gustó la pizarrita de la foto, la encontré aquí: http://www.conpdepadel.es/pizarra-tctica-padel-p-1654.html